14 de febrero de 2010

momentos absurdos

Ver a Wyoming y Buenafuente abrazándose y declarándose su amor, siempre es descojonante.

Si además acaba con un morreo, es lo que podríamos llamar un happy ending.

7 comentarios:

Ruth dijo...

Jajjajjaaaa. Me encantan estos dos. No sé si sus egos se lo permitirán, pero si compartiesen programa sería la hecatombe.

Ana dijo...

Me he reí un montón con este momento... la verdad es que son los dos unos genios del humor y unos mostruos de la televisión...

Chelo dijo...

son geniales, yo personalmente prefiero a Buenafuente, pero los dos son máquinas de la tv

IN-FALIBLES dijo...

Maquinas de amar que dirian ellos, y fieles a si mismos, lo cual es muy dificil de encontrar hoy en día hoy en día

Chocolat Soul dijo...

Me encantan los dos, cada uno tiene su estilo pero se les nota la complicidad y el colegueo que tienen...

No me pierdo nunca el intermedio, Whyoming le da un toque que supera en millones de años luz al tontolculo de Motos. Y Buenafuente es un crack... Catalan tenia que ser, jajajajaja...

Isa dijo...

No lo había visto! y eso que soy fan de ambos y jamás me pierdo al Wyoming, a Buenafuente no suelo llegar despierta. Son geniales, coincido con Chocolat Soul...

Sr.Atrapao dijo...

* Ruth, aún más grande que sus egos es su cab.. talento.

* Ana, momentos así son difiles de encontrar.

* Chelo, estoy contigo, auque he pasado 10 años de mi vida en Madrid, me quedo con el humor catalán.

* Chocolat, yo tampoco trago al señor de Motos

* Isa, es lo malo de BNF, que tienes que ser un buho, no obstante simpres puedes madrugar y poner la sexta.